diumenge, 25 d’octubre de 2015

LAIA ERRETEGIA, PARRILLA GANADORA EN EL GASTRONOMIKA 2015

Establecimiento: Laia Erretegia
20280 Hondarribia
Arkolla Auzoa, 33
Tfn  943 64 63 09
Precio orientativo: 55€
Menú diario: 20€ + IVA
Menú sidrería: 32€ + IVA

Laia Erretegia Asador

Sidrería, asador. Ganador del VI Concurso nacional de parrilla. Entorno precioso, atención correcta, precios sin IVA. Carta y menú sidrería, para grupos, de diario... Son un 3 estrellas Pepa Pink.

LOCAL





Acceso:
Discapacitados
Aparcamiento:
Propio
Espacio:
Grande
(aprox 100p)
Terraza
Distribución:
Amplia
Iluminación:
Buena
Mobiliario:
Cómodo
Sillones
Limpieza servicios:
Buena
Secador_manos:
Papel
Cambiador:
No
Extras:
No
PERSONAL


CARTA


Vestuario:
Uniforme
Amabilidad:
Eficacia:
Presentación:
Clásica
Vinos y cavas:
De la tierra
De otras tierras
IDIOMAS





Español
Euskera




Fuimos a visitar Hondarribia y nos recomendaron el asador Laia. Íbamos con grandes espectativas ya que recientemente han sido los ganadores del VI Concurso nacional de parrilla del Gastronomika 2015 y teníamos ganas de probar su cocina.
Cuando llamé para reservar a las 14:00 me preguntaron si comeríamos el menú diario (20€ + IVA) o carta. Sin saber el menú no podía responder así que les dije que ya lo decidiríamos al llegar.
El entorno es precioso, en la parte alta de Hondarribia, se ve el mar, parte de los Pirineos franceses, los prados y ovejas que rodean el edificio. Con aparcamiento privado, incluso con zona para autobuses y plazas para discapacitados. El enorme salón está dividido con unos biombos: unas mesas están vestidas con manteles, para "a la carta" y otra zona tiene unos pequeños manteles individuales, para el menú. En la terraza no existe esta distinción. Después de echar un vistazo rápido al menú en la entrada del local decidimos comer a la carta y como el tiempo acompañaba, pues nos quedamos en la terraza.
Primero pedimos una cerveza Keler y fuimos acabando de escoger los platos. Para acompañar la  comida queríamos un txacolí y nos dejamos aconsejar por uno de la zona, D.O. Guetaria, el Hirutza. Nos trajeron un aperitivo, ensalada de pulpo, un plato que formaba parte del menú diario de aquella semana. Macerado en aceite, yo le hubiera puesto un poco de vinagre y sal si lo hubiera elegido como un primer plato pero para ser un aperitivo ya estaba bien.
Entrantes:
Ventresca de bonito, crema de pimiento morrón y choricero. Pues muy bonito pero otra vez la presencia del aceite no me hizo disfrutar del plato lo que esperaba. Lo encontre justito de sal y como que le faltaba algo para darle sabor. ¿quizà un bonito en escabeche le hubiera dado algo de chispa? Ni idea, no soy cocinera pero me resultó un poco "pse, està bien".
Taco de foie-gras asado a la brasa. Bueno pero nada que ver con lo esperado. Llegó un taco de foie en salsa, tíbio y con un ramillete de brócoli frío. Al poner en la carta "a la brasa" no esperaba que llegara en salsa. Sorpresa de la presentación aparte, el plato estaba bueno y aprovechamos que teníamos pan sin límite para mojar la salsita y dejar limpio el plato.
Principales:
Mero a la parrilla para Santi. Le preguntaron si lomo o ventresca y se decidió por el lomo. Menos grasa, pensó. Se nota que manejan bien la parrilla porque estaba suave, firme y jugoso. Muy rico el trocito que me dejó probar Santi, que estaba encantado con el plato. Venía acompañado de unas patatitas.
Paletilla de cordero lechal al horno. Servido con una lechuga aliñada con sal gorda. El cordero estaba tierno y delicioso. Un plato muy rico.
De postre no veíamos nada nuevo para probar hasta que preguntamos por el postre de temporada y nos dijeron que era el goxua, una especie de crema catalana cubriendo un bizcocho. Este además venia con una quenelle de helado de vainilla. Nos gustó bastante, muy bueno.
La cuenta, ya con IVA y un café, porque en la carta los precios son sin IVA, superó los 100€. La comida estuvo bien pero quizá probando la chuleta hecha en esa "parrilla premiada" hubiéramos tenido otro nivel de satisfacción. Si también sumamos un poco de demora en el servicio, quizá por estar en la terraza o por el autobús de franceses que ocupaban una cuarta parte del salón llegamos a la conclusión de las tres estrellas Pepa Pink, bien, correcto.

4 comentaris:

  1. Cada cop que llegeixo una crònica d'allà dalt,m'adono de que amb la Gastronomika, em vaig perdre molt....

    Això si... vaig veure en directe el concurs de parrileros... :)

    Jo els volia donar suggeriments, però no sé perquè la Marta en deia "calla i no facis el ridícul!!"... :)

    Salut!!

    ResponSuprimeix
  2. Molt bé per la Marta, que tu ets de fumats, kamados i webers. La parrilla és un altre món!! :-P

    Salut!

    ResponSuprimeix
  3. Doncs el menú sidrería que es veu a la carta, pinta força bé, tot i que veient les truites de bacallà i txuletons que ja portaveu aquests dies, és lògic que volguéssiu canviar...

    Enveja sana...

    Salutacions!!

    ResponSuprimeix
  4. I encara queda la ressenya de pintxos... Em deixaré un parell d'aquesta zona al calaix perquè tinc un arròs baixllobregatí de setembre pendent de publicar.

    Es que Euskadi no te l'acabes mai!!!!!

    Salut!

    ResponSuprimeix