diumenge, 17 d’octubre de 2021

LA GRINGA, MÁS FAMA Y CANTIDAD QUE CALIDAD

Miscelánea: DESAYUNO, BRUNCH

La Gringa
28015 Madrid
C. de San Vicente Ferrer, 57 
tel. 679 183 399
Precio orientativo: 15 €
VER en FACEBOOK VER en INSTA VER la WEB
2,5
2,5 - Platos abundantes, buena atención.





Dicen que uno de los mejores brunch de Madrid y donde sirven unos fantásticos huevos benedict es el Carmencita Bar y como está tan solicitado, en la misma calle y tres portales más arriba, tienen La Gringa. Por si no encuentras sitio, a 100 metros, a la vuelta de la esquina, está Bodegas Rivas, pero que no te despieste el nombre, tiene la misma carta que los dos anteriores.
Un espacio accesible, con colores pastel y blanco. Mesas de madera, mesas con azulejos y un lavabo minúsculo.

La carta, aunque se puede comer, se centra en el brunch, lo que viene siendo desayunar tarde y con cuchillo y tenedor. Hay opciones vegetarianas, veganas y sin gluten.
Huevos beneditc, rancheros, en revuelto, con tostada francesa... Los puedes hacer menú, pagando un extra, y entonces llevan el postre del día, mimosa o zumo de naranja y taza de café o té grande.

También hay hamburguesas (incluída la beyond-meat) con todos los extras que te puedan apetecer y acompañadas de patatas fritas, boniato o ensalada, como los huevos.

La atención es buena, la carta en QR y la reserva de mesa se puede hacer a través de la web.

Platos que pedimos en La Gringa

LLegamos puntuales, aparqué la motoreta al lado de la mesa (ya avisamos que en el grupo iba una PMR) y tras mirar la carta en QR pedimos huevos, tres de nosotros con extra para hacerlo menú. Nos pusieron una botella de agua fresquita (del grifo) y empezaron a llegar los platos.

Los huevos de La Gringa

Dos de Benedictinos clásicos, uno con bacon y el otro plato con un huevo con bacon y el otro huevo con aguacate. Uno con patatas caseras y el otro con fritos de boniato.


Para la abu de la familia el Grace, dos huevos benedictinos cada uno con aguacate y salmón ahumado, con fritos de boniato.

Para mi el Chad, dos huevos benedictinos cada uno con aguacate y bacón, también con boniato.

Santi el Plato Americano, con bacón, salchicha casera, hash browns y huevos fritos, bueno, más bien a la plancha.

En conclusión, el bacon es muy muy crujiente (demasiado para mi gusto), el aguacate viene en un puré, el salmón es más gris que rosa, la salsa holandesa un poco sosa, sin cebollino por encima y lo imperdonable, huevos con la yema muy hecha, de hecho los míos no fluian en absoluto.

Para beber té, café, cerveza, agua y las mimosas (cava y zumo de naranja) muy buenas.

Los postres

De los platos hechos menú eran la tarta de chocolate y la tarta de zanahoria, lo mejor del desayuno. ¡Muy ricas!

La cuenta

Con los extras, unos 15,50 € por cabeza. Un precio aceptable por la cantidad de comida y la buena atención.

Resumen de La Gringa

  • Local accesible y cómodo (menos el baño, muy pequeño).
  • Personal atento y rápido. 
  • Cocina limitada a bendedict y hamburguesas. Tarta del día.
  • Precios correctos por la zona en la que está y la cantidad en el plato.
  • Medidas Covid: Gel hidroalcohólico, distancia entre mesas, carta en QR.

Esperaba más calidad de lo que me encontré en el plato de ahí la puntuación de "regular". Tartas muy buenas, huevos mejorables.

Creo que voy a acabar con las excursiones y pruebas de benedict. Voy a aprender a hacer la salsa holandesa ¡ya!

diumenge, 10 d’octubre de 2021

SHOOLOONGKAN, COMIENDO UN HOT POT EN MADRID

ShooLoongKan Hot-Pot (a.k.a. Xiaolongkan)
28045 Madrid
C/ Maestro Arbós, 35
tel. 633 12 31 25
Precio orientativo: 25 €
VER en GOOGLE VER en FACEBOOK VER en INSTA VER la WEB
4,5
4,5 - Autenticidad, atención, espacio.





Cocina china tipo Hot-Pot, muy buena atención y orientación. Cadena de restaurantes con decoración, mobiliario y uniformes iguales. Precios asequibles. Son un 4,5 estrellas Pepa Pink.

LOCAL
Acceso:
Accesible
Aparcamiento:
Zona azul
Espacio:
Grande (80 p)
Salas privadas
Distribución:
Amplia
Iluminación:
Correcta
Mobiliario:
Sillas
Bancos
Trona bebé
Limpieza lavabos:
Buena
Secador de manos:
Aire Turbo
Cambiador:
Extras:
No
PERSONAL
CARTA
Vestuario:
Uniforme
Amabilidad:
Eficacia:
Presentación:
Hoja de carta y comanda
Vinos y cavas:
Bebidas chinas
Dos blancos
Cuatro tintos
Otros:
Eventos privados
IDIOMAS
Chino
Castellano




El Shooloongkan está en Legazpi y justo en agosto cumplieron un año. Antes era un restaurante de comida china como tantos otros pero ahora forma parte de la cadena Shoooloongkan, también conocida como Xiaolongkan. Una cadena que se dedica al Hot Pot, una forma de cocina de Sichuan donde se coloca una olla con caldo en el centro y se van cocinando los ingredientes al gusto. Su clientela es oriental en un gran porcentaje y eso indica garantía de autenticidad.

La cadena crece sin parar, después de los restaurantes de China, abrieron por Camboya, Malasia, Singapur, Japón, crecieron hasta Australia y Nueva Zelanda, Canadá y Estados Unidos y ahora llegan a Europa en París, Frankfurt y Madrid. Tienen un lema "sabores del alma, calidad con integridad".

Se mantiene la decoración, carta y uniforme para el personal en todos los locales. El Shooloongkan de Madrid es accesible, incluídos los lavabos y para entrar hay una máquina que te toma la temperatura y desinfecta pies y manos. Buenas medidas Covid.

Paredes de ladrillo visto, algunos pintados de rojo, hay dorados, cortinas de gasa, farolillos, una fuente con humo... todo ambiente chino. También hay salas privadas, porque el Hot Pot se alarga como una comida de Navidad...

Las mesas son todas cuadradas, con el espacio para la olla en el centro y cajones con servilletas en el perímetro. Al lado, una mesita auxiliar con palillos, cestitas pequeñas para ingredientes y la carta, que a su vez hace de comanda, por si quieres añadir algo más a tu Hot Pot.

Los palillos son largos, para poder coger la comida sin quemarte con el vapor y también hay cestillos, para los ingredientes que se pueden "perder" fácilmente o que requieren tiempo de cocción más largo.

La carta del Shoolongkan Hot-Pot

El Hot Pot es una olla en el centro de la mesa, con uno, dos o tres caldos en el que vas cocinando diferentes ingredientes, cada uno con su tiempo de cocción.

Hay tres caldos, el picante, puedes elegir el nivel de picante, el de setas, suavito, y el de tomate, para mi gusto el más sabroso.
Ingredientes para cocinar en los caldos tienes de todo. Verduras, pasta, tofu, pescado, marisco, carne y casqueria.

En la cabecera de la sala está el  mostrador de salsas y lo habitual es ponerse la de aceite de sésamo y cacahuete, que puedes completar con cebollino, cilantro... También de soja, salsa de ajo, de diferentes hierbas y especias... Al lado hay nevera con fruta cortada (piña, melón, sandía) para coger a discreción sin coste adicional, igual que las salsas.

Por supuesto hay carta de postres con el arroz y azúcar como ingredientes principales.

Para beber hay cerveza china, zumo de ciruela, coco, hierba dulce, vino de arroz, licores chinos, refrescos y un par de vinos blancos españoles y tres tintos.

Platos que comimos en el Xiaolongkan Madrid

Después de pasar por el aro desinfectante nos colocaron en una mesa con bancos al lado de la fuente. Pedimos una silla y nos la pusieron muy amablemente.

El camarero sugirió que pidíeramos tres ingredientes por persona y nos informó de los tiempos de cocción pero no estaría de más tener una "chuleta" para recordarlo 😅
Sobre la hoja de pedido nos corrigió y aconsejó sobre cantidades, nos informó de las salsas y se fué a por la bebidas.

Mientras, fuimos al mostrador de salsas a hacernos nuestros cuencos al gusto y llegó la olla con los caldos. Picante en nivel 1, aún así muy picante para nosotros, el de setas variadas, bastante suave, incluso de sal, y el de tomate, muy sabroso, combina perfectamente con cualquier ingrediente.
Cuando el camarero pasa y ve que el nivel de caldo en las ollas ha bajado, las rellena.

Ingredientes vegetales
Pedimos verdura mixta, un poco de tofu frito, fideos de boniato, tallarines caseros.


Ingredientes de carne y pescado
De carne, los dados de Black Angus, que estaban muy buenos, unas lonchas de ternera y otras de cerdo ibérico, que en muy poco tiempo se cocinan.


Las albóndigas de ternera mejor se ponen en el cestillo, como las patas de calamar o las kokotxas de bacalao, que cuesta más "pescarlas" con los palillos. Todo depende de la destreza que tengas.



Postre
Nos lanzamos a probar algunos postres, una gelatina con azúcar moreno y pasas que está bien, pero nada dulce en comparación con otros los otros que llegaron a la mesa.

Pasta de arroz glutinoso con azúcar moreno, una especie de churros duros, poco dulces, no nos hicieron mucha gracia.

Un mochi sakura, con fresa, muy rico. Bolitas de arroz fritas rellenas de cacahuete, una delicia de postre, como la leche frita, nos encantaron los dos.



Para beber
Cerveza Tsingtao, refrescos y agua.

La cuenta

Para los 5, unos 25 € por cabeza. Un precio muy correcto para lo que comimos, el local y la atención.

Resumen del Shooloongkan

  • Local cómodo, decoración sorprendente, salas privadas.
  • Muy buena atención, ayudan e informan sobre cantidades, tiempos, ingredientes.
  • Cocina Hot Pot.
  • Precios muy ajustados.
  • Medidas Covid: Toma de temperatura, desinfección de pies y manos, gel hidroalcohólico, distancia entre mesas, carta un solo uso.

Una cocina diferente que nos gustó mucho. En la próxima visita nos arriesgaremos con callos de ternera, corazón de pato y otros productos de casquería y pediremos una mesa en sala privada, con cortinillas de gasa.😊

La mesa de enfrente, ya estaba cuando llegamos y seguía allí cuando nos fuimos, eran orientales y a cada rato entraba un carro con bandejas, era como nuestras largas comidas de Navidad.

diumenge, 3 d’octubre de 2021

CAÑITAS MAITE, MÁS QUE UNA CROQUETA PREMIADA

Cañitas Maite
02200 Casas Ibáñez
C/ Tomás Pérez Úbeda, 6
tel. 967 461 054
Precio orientativo: 40 €
Menú degustación: 68 €
VER en FACEBOOK VER en INSTA VER la WEB
4,0
4,0 - Muy buena cocina y producto.





Cocina con carta de tapas de autor y carta con platos tradicionales donde prima el producto. Extensa carta de vinos. Local accesible, actual y luminoso. Muy buena atención, precios correctos. Son un 4 estrellas Pepa Pink.

LOCAL
Acceso:
Accesible
Aparcamiento:
Calle
Espacio:
Grande (60 p)
Distribución:
Correcta
Iluminación:
Correcta
Mobiliario:
Sillas
Limpieza lavabos:
Sin jabón de manos
Secador de manos:
Aire
Cambiador:
Extras:
No
PERSONAL
CARTA
Vestuario:
Uniforme
Amabilidad:
Eficacia:
Presentación:
QR
Carta de barra
Carta de producto
Vinos y cavas:
De la Tierra
De otras tierras
Internacional
Otros:
Eventos
Cátering
IDIOMAS
Castellano


El Cañitas Maite es un grupo con tres establecimientos hoteleros: Apartamentos turísticos, Hotel Boutique con SPA y Hotel Gastronómico. En este último se ubica el restaurante, en la planta baja, bueno,  hay que bajar un tramo de escalera pero hay ascensor.
Se encuentra en la localidad de Casas Ibánez, en La Manchuela, y después de probar parte de su cocina diría que merece la pena la visita y acabar de disfrutar del resto de los platos.

Nosotros fuimos porque estábamos en casa de unos amigos en Albacete, a 60 km y porque la croqueta elaborada por los dos chefs que llevan la cocina ha ganado el Premio Mejor Croqueta del Mundo Madrid Fusión 2021. Habrá que seguir la pista a estos chicos de tan solo 23 años. (Javier Sanz y Juan Sahuquillo)
Si te gusta el turismo enológico, el hotel te ofrece packs con visitas de catas de vino por las bodegas de la zona y si eres más de acción, hay paquetes multiaventura con rutas 4x4, espeleología, rafting, canoa...

El local es actual, a excepción a una mesa que está hecha con un trillo y un cristal encima. Luminoso, dividido en dos salones y con personal joven, predispuesto y sonriente.
La vajilla es destacable, combinando cerámica y madera.

La carta del Restaurante Cañitas Maite

Se consulta en QR y hay dos. Una Carta de Barra con una versión más informal, a base de pequeñas tapas de autor para comer con las manos. Alguna se puede compartir pero está pensada como individual.

La Carta de Producto se basa en productos de temporada y de pequeños productores, no solo de proximidad. Aquí hay panes artesanos, embutidos, salazones, mariscos del Mediterráneo y del Cantábrico, arroces (con muy buena fama) y pescados y carnes con poco más que brasa, dejando que el producto hable por sí solo. En los postres hay proximidad y tradición con leche de oveja y huevos de campo.

La propuesta del menú degustación auna las dos cartas con 5 tapas, 3 platos de producto de temporada y 2 postres.

La carta de vinos da protagonismo a los vinos Manchuela pero no olvida otras D. O. importantes, nacionales o no.

Platos que comimos en Cañitas Maite

Llegamos los 4 puntuales a las 13:30. Nos sentamos y pedimos agua y El Bobalicón, lástima, no había. Aceptamos El Fundamentalista como sustituto. No nos gustó y lo bebimos rápido para cambiar de vino. Pero vayamos a los platos.
La sumiller nos preguntó si era la primera vez que veníamos, sí, "pues lo mejor es probar el menú degustación". Le dijimos que no y nos dejó mirar las cartas tranquilamente, mientras se fue a buscar el vino.
Llegó la camarera y nos volvio a ofrecer el menú degustación porque así "probaríamos más platos" le dije que no nos subestimara y nos dejó seguir mirando las cartas.
Al final nos decicimos por pedir la carta de barra, menos la última tapa, pero nos avisó (la sumiller) que no la podíamos dejar pasar y la añadimos.

Tapas de la Carta de Barra
Pedimos diferentes unidades según preferencias y/o posibilidad de compartir. Y este es el orden en el que las tapas fueron llegando.
Homenaje a la matanza – 3 u. Torta de maíz frito ligeramente picante relleno de un parfait especiado de ajo mataero y piñones. Suave.

Corte de avellana y foie – 3 u. Galleta crujiente de avellanas tostadas, gelatina de foie de pato y confitura de frutos rojos. Fácil de compartir, con avellana rallada cruda por encima. Muy rico.

Pizzeta versión Cañitas – 3 u. Masa crujiente de AOVE, polvo de tomate seco y orégano, pesto de piñones y nube de queso de oveja Dehesa de los Llanos. Deliciosa, se rompe fácilmente, mejor individual.

Croqueta de jamón ibérico – 4 u. A base de mantequilla y leche fresca de oveja, dados y láminas de jamón de bellota Joselito y airbags de su tocinillo (Premio Mejor Croqueta del Mundo Madrid Fusión 2021). Impresionante. Primero te comes la tapa de lomo, luego un poco de croqueta y los siguientes bocados los mojas en "las palomitas" hechas con la corteza del cochinillo. ¡Ni pensar en compartir!


Momento de pedir otra botella de vino. Llegó el sumiller en esta ocasión. No recuerdo qué pidió Silvia (que es la que sabe) pero tampoco había. Ella quería pedir La Atalaya del Camino pero ya habíamos bebido dos botellas en casa y además queríamos probar D.O. de la zona así que el sumiller nos recomendó Caballero Errante. Bueno, sólo le gustó a Santi, nos lo quedamos y pedimos otra. Entonces nos recomendó Graciano Finca El Molar. Correcto. Nos quedamos las dos botellas y las dos copas. Seguimos con las tapas.

Oreja de cochinillo – 4 u. Confitada en grasa de pato y frita en aceite de oliva, acompañada de salsa cítrica ligeramente picante. Esta no se comparte. Lleva mayonesa de lima y un poco de siracha. ¡Para repetir!

Gofre de patatas bravas – 1 u. Masa cremosa y crujiente de patatas asadas, con salsa brava casera (poco picante) y mahonesa de yema. Fácil de compartir, más rica que la he comido en otros sitios.

Nuestro bocata de calamares – 1 u. Croissant artesano de mantequilla y tinta relleno de un guiso de txipirones a la bruta ligado con un tartar de calamar. No tuvo éxito en la mesa. Menos mal que pedimos uno.

Roll de costilla de vaca  2 u. Pan de mantequilla relleno de guiso de costilla de vaca asada, cebolla crispy y emulsión de chipotle. Fácil de compartir. El chipotle muy suave. En global muy rico.

Ssäm de cochinillo y cigala  2 u. Hoja de shiso (menta japonesa) a modo de taco, ventresca de cochinillo crujiente, cigala a la llama y tártara. Un poco expectantes ante el shiso al final nos gustó. No sabe tanto a menta como para apagar la cigala.

Bikini trufado  3 u. Pan hojaldrado, pastrami de black angus ahumado, cheddar viejo fundido, láminas de trufa y mostaza de cerveza. En principio pedimos 2 u. pero al acabar la ronda, repetimos uno más entre Silvia y yo 😋 ¡Qué maravilla!

Donut de rabo de toro  2 u. Rosquilla frita y rellena de un guiso clásico de rabo de toro y glaseada con una crema de parmesano. Menos mal que nos avisó que era de las mejores tapas. Este donut esta buenísimo.

Ninoyaki de queso y trufa negra – 2 u. Esfera líquida de queso de cabra (Granizo, La Rueda del Cabriel) y trufa negra, base de pistachos y crema de membrillo. Individual. Nos encantó, quizás un poco grande para comerlo de un bocado pero la explosión en la boca es bestial.

Postre
De la carta de barra, Cacao en potencia, sablé, toffee, ganache, streusel de cacao con helado de haba tonka y especias picantes. Un poco pesado para mi que no soy muy de chocolates intensos. En la mesa gustó bastante y el toque picante es un buen contraste.

Y de la carta de producto nos sugirieron el el Flan de nata fresca / Yogur de oveja, una suavidad en boca espectacular y el yogurt potente y muy rico.

Por curiosidad del pino, la Torrija brioche / Helado de pino y sí, sabe a pino. Muy bueno.

Para beber
Cervezas y vermut al llegar, agua (de ósmosis) y los vinos D.O. Manchuela. Fundamentalista de Finca Sandoval en Ledaña, Caballero Errante de Cien y Pico en Mahora, Graciano de Finca El Molar en FuenteAlbilla.



La cuenta

El total fue de unos 60 € por cabeza. Sin embargo no es un precio representativo porque para un par de parejas, con las cerevezas y el vermut previos, una botella de vino podría haber sido suficiente. O dos botellas sin las cervezas...
Aún así, el precio de los vinos no tiene un gran incremento, quizás por la proximidad ? Y la carta en general tiene precios acorde al producto, elaboración y servicio.

Resumen de Cañitas Maite

  • Local accesible y luminoso.
  • Personal joven, atento y con formación.
  • Cocina de autor en carta de tapas y cocina de mercado en carta de de producto. Buen ritmo de servicio en mesa.
  • Precios acordes a platos, servicio, espacio.
  • Medidas Covid: Gel hidroalcohólico, carta en QR.

Fuimos por la croqueta y tendremos que volver a probar algún plato de la otra carta y alguno de sus arroces que parece que ser que estos jóvenes xefs "lo bordan".