diumenge, 25 de desembre de 2016

RESTAURANTE OVIEDO-YESERÍAS, CACHOPO GANADOR EN LA ARGANZUELA

Establecimiento: Restaurante Oviedo
28005 Madrid
Paseo de las Yeserías, 45
Tfn 97 474 73 80
Precio orientativo: 30€
Menú diario: 10€

Restaurante Oviedo - Yeserías

Cocina asturiana. Ganador en las Jornadas del cachopo 2014. Decoración y mobiliario clásico, rústico, buena atención, precios correctos. Un 3 estrellas Pepa Pink.

LOCAL
Acceso:
Escalones
Aparcamiento:
Fácil
Espacio:
Grande (140 p)
Distribución:
Correcta
Iluminación:
Bona
Mobiliario:
Sillas
Trona bebé
Limpieza lavabo:
Buena
Secador de manos:
Papel
Cambiador:
No
Extras:
No
PERSONAL
CARTA
Vestuari:
Uniforme
Amabilitat:
Eficàcia:
Presentación:
Corta

Vinos i cava:
De la Tierra
De otras tierres
Otros:
Jornadas gastronómicas
IDIOMAS
Castellano





En el madrileño barrio de Arganzuela está el Restaurante Oviedo, bueno, uno de ellos, el otro está al otro lado del Manzanares, en la calle Antonio López. Además de tener una zona de barra con pinchos y cervezas hay un salón donde poder disfrutar de una fabada con almejas, unos chorizos a la sidra o un solomillo al Cabrales. El pasado 2014 quedaron ganadores en las Jornadas del cachopo en Madrid. Si quieres estar al día de las diferentes jornadas y las ciudades que participan pueden consultar La Guía del Cachopo haciendo clic aquí.
Mi familia vive muy cerca del local que hay en Arganzuela y ya han comprobado la calidad del cachopo así que aprovechamos estos días de vacaciones navideñas para poder compartir cachopos en familia. La decoración del Oviedo es clásica y rústica, ladrillo visto, mobiliario de madera, manteles que cubren las mesas... El vino, con predominio de Rioja y Ribera de Duero, con algunas botellas de Somontano, Priorat, Jumilla...
Mientras que mirábamos la carta pedimos unas cervezas y vermut y nos pusieron de aperitivo unas aceitunas y unas croquetas de jamón muy ricas. En la mesa tenían un tinto D.O. La Mancha, el Vínculo crianza, Ed. Limitada 2011 que encontramos correcto por un precio de 18€.
Como entrantes y para compartir pedimos dos de ensalada de queso de cabra que encontramos un poco fuertes de vinagre en el aliño.
Un par de revuelto Oviedo, con setas, gambas y daditos de merluza que nos gustó bastante.
Un
crujiente de verduras, fritas en tempura, plato sencillo y sin excesos, que la verdura siempre viene bien.
Una tapita de
chorizo a la sidra, que resultó muy bueno. No pedimos más porque la familia estaba pensando en la cena y no quería atiborrarse. Este plato se incluye en el "menú cachopo" durante las Jornadas del cachopo en Madrid.
Para los 12 que íbamos, más la niña de tres años (que comió un plato de pasta) pedimos 6 cachopos  y un solomillo al Cabrales. De
cachopos fueron 5 clásicos, con carne de buey, jamón y queso manchego, acompañado de patatas fritas y pimiento verde. La medida es de 15x30 cm, buena para compartir, aunque uno de los comensales se lo comió sin compartirlo. La carne es espectacular de tierna y sabor. La verdad es que no dan ganas de compartir.
El otro
cachopo era de boletus y foie, muy rico también, aunque personalmente prefiero el clásico.
Y como siempre hay alguien que no quiere cachopo, pedimos un solomillo al Cabrales. Bien en la presentación con la salsa aparte y muy bien por la carne, tanto en calidad como en cantidad. Una carne tierna y sabrosa de la que pudimos comer un trozo porque la persona que la pidió no pudo acabar con ella.
Para rematar pedimos postres, el
arroz con leche asturiano es un clásico que preparan muy bien en el Oviedo y el freixuelu es típico de la cocina asturiana así que cayeron dos con frutos rojos. El resto pedimos helados de frutas naturales, buenos para "bajar la comida" y deliciosos.

La cuenta, unos 30€ por persona y dos medios cachopos que nos llevamos para casa.
El menú cachopo durante las jornadas es de 25€, un precio ajustado para que todo el que quiera pueda probar este plato de la cocina asturiana. Un sitio recomendable por la calidad de su carne, atenció y precios; y para nosotros perfecto, que podemos ir andando. Ahora nos queda probar unas fabes con almejas. Ah, y como no, con chupitos cortesía de la casa, de orujo, de crema y de café.

Cap comentari:

Publica un comentari